Nada de lo que te pasa es coincidencia, todo tiene un propósito

En reiteradas ocasiones me he preguntado ¿Por qué me pasó tal o cual cosa? Soy una persona a quien a veces le cuesta trabajo tomar decisiones, la vida sólo me da un empujoncito. He aprendido que las cosas pasan y ya, que, aunque de momento no entienda, siempre tienen un propósito.

Lo importante de que te pasen cosas que te puedan parecer injustas, es aprender a darle un significado, con el tiempo entenderás mejor que las cosas tenían que ser de esa manera para que, tal vez pudieras, soltar, dejar ir, comenzar de nuevo, crecer como persona, amar, un sinfín de razones.

Probablemente nos cueste trabajo asimilarlo, cuestionarte tantas cosas y hasta renegar, ya sea que hayas perdido tu trabajo, alguien te haya dejado de hablar, terminaste una relación, o lo que haya sido que te pasó… no puedes saber la razón, pero puedes decidir qué hacer con lo que te acaba de pasar. La pregunta es ¿  es útil darle vueltas a las posibles razones, llorar, lamentarte? Eso es demasiado agotador y tal vez no te conduzca a ningún camino.

Mientras llega el momento en el que puedas entender lo que pasa, te dejo unos tips para sobrellevar las situaciones:

  • Acepta. Si algo te molestó, te frustró, te puso triste, te hizo sentir mal. Date un minuto(o varios) para sacar todas las emociones que sientes; llorar, grita, rompe papeles, tú decide cómo.
  • No puedes regresar el tiempo. No puedes hacer nada para viajar en el tiempo y cambiar las cosas.
  • No busques significado. Creemos que lo vamos a encontrar debajo de la almohada o a la vuelta de la esquina, deja que la vida fluya y te dará la mejor respuesta. Eso te desgasta más. Se vale preguntarte ¿lo que estoy pensando me hace bien?
  • Visualiza. Hay muchas formas de ver las cosas, tú eliges, te recomiendo no clavarte de más con la situación.
  • Elige algo que te haga llevar mejor el momento. Si lo que te pasó te puso muy mal, no te enfrasques en el momento, distraete, de la manera que quieras o con las personas que quieras.
  • Analiza. No los ¿por qués?, sino ¿para qué?, ¿qué tengo que aprender de todo esto?

Recuerda que, aunque ahorita no entiendas por qué pasaron las cosas, tendrá un propósito que de momento no lo veas, pero en algún momento aprenderás, y además te servirá para el futuro.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s