Que el estrés no domine tu vida ¡libérate!

¿Estrés? ¿Síndrome del colon irritable? Si respondiste que sí a alguna de estas preguntas, entonces te recomiendo que sigas leyendo. Así como tú respondiste afirmativo a alguna de estas preguntas, yo también debo decirte que estoy pasando por lo mismo y es horrible.

Hoy quiero hablarte específicamente del estrés, las causas que lo ocasionan son diversas, por ponerte ejemplos, puede ser el trabajo, la pareja, la familia, la caótica vida que llevamos. Pero en sí, ¿qué es el estrés? Lo podemos considerar como el proceso que se pone en marcha cuando percibimos una situación o acontecimiento como amenazante o desbordante de nuestros recursos.

A menudo los hechos que nos activan el estrés son lo que están relacionados con cambios, que te exigen sobreesfuerzo mental, físico, y psicológico, que puede poner en riesgo tu bienestar personal. Aunque el estrés puede traerte consecuencias negativas, también es una excelente oportunidad para poner en marcha nuevos recursos personales, fortalecer la autoestima e incrementar las posibilidades de éxito en futuras ocasiones.

¿Cómo sé si tengo estrés?

Se presentan a través de síntomas psicofisiológicos y psicológicos como: ansiedad o ataques de pánico, constante presión, irritabilidad y melancolía. Además de presentar problemas estomacales (gastritis, colitis, entre otros), constantes dolores de cabeza y de pecho, reacciones alérgicas, problemas del sueño, puedes beber o comer en exceso, fumar o incluso hasta consumir drogas. Pero déjame decirte que un estrés no bien atendido te puede llevar a la depresión.

Tu sistema inmunológico se reduce, pues está comprobado que las enfermedades infecciosas pueden presentarse más fácilmente.

¿Sabías que hay distintos tipos de estrés?

  • Normal: este es cuando las reacciones fisiológicas que se dan en nuestro organismo ante determinadas situaciones, que se definen como estrés en realidad son normales. ¿qué quiero decir? Un poco de estrés y de ansiedad no puede ayudar a afrontar y superar situaciones difíciles.
  • Patológico: En este punto me refiero al estrés que se presenta de modo intenso por periodos prolongados, que probablemente cause problemas físicos y psicológicos, que puede llegar a transformarse en un estrés crónico que mal atendido, puede llegar a causar ataques de llanto, depresión, y diversas enfermedades.
  • Post-traumático: se presenta cuando una persona vivió algún tipo de suceso aterrador. Y es que, a consecuencia de esos traumas, puedes llegar a tener pensamientos aterradores con frecuencia, relacionados con lo que viviste.
  • Laboral: Justo este es uno de los más frecuentes, ya que es causado por un conjunto de reacciones nocivas, emocionales y físicas que son producidas cuando las exigencias laborales superan los recursos, capacidades y/o necesidades de quienes trabajamos en una empresa o cualquier otro lugar.

¿Cómo combatirlo?

Yo te diría manda todo a la chingada jajajaja, pero así no se soluciona la vida, hay que aprender a afrontarla, por eso te dejo unos tips:

  • Ve al estrés como un reto: a través del enfoque, es decir, ve el proceso y no te vulevas loco pensando en el resultado.
  • Vence tus miedos: Al tener miedo al cambio, caes en este cuadro. En lugar de verlo como un enemigo, abre paso a nuevas oportunidades de hacer las cosas.
  • Medita: Cuando haces una introspección para ver lo que te está afectando, te podrás dar cuenta que un problema es una oportunidad para crecer, en este proceso la idea es que te ayude a resolver tus preguntas, encuentres respuestas para tus necesidades #Reinventarte Empezar a meditar como respuesta a la ansiedad.
  • Ejercítate: El ejercicio siempre es bueno para descargar toda la carga con la que no puedes más, te ayudará a liberar y dejar todo lo que no te está haciendo bien, además te dará energía Ejercitarte la opción más real para llenarte de energía.
  • Fluye: No te encapsules en eso que te tiene mal, deja que la vida te dé una ayudadita.
  • Respira y date unos minutos: Si el estrés es ocasionado por el trabajo, lo mejor que puedes hacer es respirar, sal a caminar, a que te dé el aire para que la energía fluya y tus pensamientos se tranquilicen.

En caso de que estos tips no sean suficientes (dependiendo del grado que tengas), te recomiendo que acudas con un especialista para que te ayude. Y recuerda, que el estrés no domine tu vida ¡libérate!, recuerda que puede llevar a romper con relaciones.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s